Si vas a renovar tus ruedas, te puede interesar visitarnos y ver in situ nuestros neumáticos de ocasión en Collado Villalba. Para los más curiosos, hoy os contamos de qué materiales están hechas realmente y cómo es su estructura.

Adelantarte que los neumáticos de ocasión en Collado Villalba son básicamente un producto compuesto. Es un ensamblaje complejo de gomas, cables de acero y fibras textiles, como el nailon o el poliéster. Este conjunto de materiales no están pegados, sino que están unidos mediante una reacción química llamada vulcanización.

Si analizamos cualquiera de las ruedas que vendemos en Ecorueda Villalba encontraremos los siguientes elementos:

-Capa carcasa. Es la estructura del neumático, compuesta de cables de fibras textiles colocadas en arcos rectos que van pegados al caucho. Este ensamblaje es el que hace que la rueda resista la presión.

-Lámina de estanqueidad. Ya no hay cámaras de aire, sino esta fina capa de caucho sintético hermética al aire.

-Talón y aros. Se trata de la moldura del neumático. La función de los aros es apretarle contra la llanta.

-Zona de enganche. Parte que está en contacto con la llanta y que sirve para garantizar la estanqueidad y transmitir las aceleraciones y las frenadas del vehículo.

-Flanco. Lateral de la rueda.

-Banda de rodadura. Zona que entra en contacto con la calzada. Su composición da como resultado un material adherente a todo tipo de suelos, que se calienta poco y que resiste el desgaste y la abrasión. Sus canales y surcos exteriores sirven para evacuar el agua de la carretera.

-Cinturas radiales. Cubren las capas de cima y permiten estabilizar el neumático ante la velocidad.

-Y por último, las capas de cima, que son armadas de cables de acero finos y resistentes que aseguran la rigidez de la rueda.